LOGIN

Política de Gestión Ambiental

En favor de su compromiso con el desarrollo sostenible, el Sistema de Gestión Ambiental del ICPA se encuentra certificado por IRAM según la norma ISO 14.001:2005. Esta norma exige contar con un plan de manejo ambiental que busque alcanzar objetivos concretos de mejora, mediante la implementación de políticas y procedimientos enmarcados en un sistema de gestión sustentable.

En respuesta a las oportunidades de mejora encontradas en la auditoría realizada en diciembre de 2016, el ICPA ha incorporado varios cambios en sus operaciones a fin de reducir el impacto ambiental asociado a ellas:

  • Se reemplazaron las luminarias tradicionales por tecnología LED, para reducir el consumo de energía eléctrica.
  • Se implementó un sistema de separación de residuos in situ, incorporando cestos de basura diferenciados y capacitando al personal sobre la manera de utilizarlos, para reducir el volumen de residuos sólidos urbanos (RSU) generados.
  • Se eliminaron los productos de limpieza en aerosol, mitigando la contaminación atmosférica y mejorando además la calidad de aire interior.
  • Se reemplazaron varios productos de limpieza por otros de menor nocividad, y se capacitó al personal de limpieza sobre medidas de higiene y seguridad laboral, a fin de fomentar el trabajo seguro y el cuidado del ambiente.
  • Se implementaron señaléticas de difusión relativas al uso eficiente del agua y la energía eléctrica en las instalaciones del Instituto, con el objetivo de concientizar al personal y fomentar el consumo responsable.

Estas acciones se sumaron a las medidas que el ICPA ya estaba implementando como parte de su Sistema de Gestión Ambiental:

  • El ICPA trabaja en conjunto con la Agencia de Protección Ambiental (APrA) de la Ciudad de Buenos Aires en el marco de su compromiso con el programa de “Producción Más Limpia”.
  • A fin de reducir los consumos de papel y tinta de impresión, el ICPA entrega el material didáctico de todas sus capacitaciones en versión digital.
    • De igual forma, los empleados tienen como objetivo minimizar la cantidad de impresiones realizadas para sus actividades diarias, imprimiendo en doble faz y con ahorro de tinta, cuando es posible.
    • Los residuos de papel y cartón son entregados a la Fundación Garraham para su reciclado. De esta forma, se busca reducir los volúmenes de RSU, respetando la jerarquía de las tecnologías de gestión de residuos (evitar, reutilizar, reciclar, valorizar, disponer).